El cuerpo y las temperaturas elevadas

Las temperaturas no bajan y seguirán en aumento hasta el domingo. Cómo le afecta al organismo el calor sofocante y qué medidas tomar para evitar un golpe de calor.

Hoy la ciudad de Buenos Aires registró una temperatura de 36.4°C y muchas provincias superaron los 40°, de acuerdo con los datos del Servicio Meteorológico Nacional. Con este calor extremo es necesario tomar medidas de prevención para evitar complicaciones en el organismo.

La exposición prolongada al calor puede provocar diferentes síntomas como mareo, dolor de cabeza, vómitos y sensación de cansancio y decaimiento. Si bien se trata de síntomas leves y, que con descanso y buena hidratación pueden controlarse, es fundamental cuidarse del golpe de calor.

El cuerpo tiene dos maneras naturales de afrontar el calor: a través de la respiración y de la sudoración. De acuerdo con datos de Meteored, la humedad juega un factor primordial ya que, cuando las temperaturas son elevadas y hay mucha humedad, el sudor no va a secarse en la piel. Es por eso que la combinación de ambos factores puede hacer que la situación se convierta en un caso más serio.

Entre los principales síntomas para prestar especial atención que describió la doctora Stella Maris Cuevas (MN 81701), médica otorrinolaringóloga, se encuentra: hipertermia (aumento de la temperatura corporal), alteración de la conciencia y antecedente de permanecer en un lugar no acondicionado.“El golpe de calor puede dañar órganos vitales y se debe evitar llegar a ese momento”, dijo.La ola de calor se instaló en Buenos Aires esta semana (iStock)La ola de calor se instaló en Buenos Aires esta semana (iStock)

Cuando se está expuesto al calor durante mucho tiempo, lo primero que se apaga es la capacidad de sudar. Se comienza a transpirar intensamente, y cuando eso se detiene, el cuerpo se calienta mucho. Con el tiempo, eso afecta al cerebro, y es ahí cuando las personas comienzan a confundirse y pueden perder el conocimiento.

Además, a medida que la temperatura corporal aumenta rápidamente, el sistema nervioso central y el sistema circulatorio también se ven afectados. Algunas personas pueden presentar durante el periodo cálido, o incluso después, problemas de salud como enfermedades renales.

Para no llegar a esto e incluso situaciones más graves, los especialistas sugieren evitar la exposición al sol, sobre todo en horas centrales e hidratarse constantemente. “La hidratación es indispensable y en algunas oportunidades se recomienda agregar bebidas con sales y enfriar el cuerpo”, destacó Cuevas.la ciudad de Buenos Aires registró 36.4°C, y muchas provincias superaron los 40° (Getty Images)la ciudad de Buenos Aires registró 36.4°C, y muchas provincias superaron los 40° (Getty Images)

El agotamiento por calor es un estadio previo al golpe de calor. Es importante reconocerlo para evitar complicaciones en el cuadro. Se lo puede identificar a través de estos síntomas:

– Dolor de cabeza

– Piel pálida y fría

– Sudoración excesiva

– Sensación de calor sofocante

– Sequedad en la boca

– Agotamiento, cansancio o debilidad

– Mareos o desmayos

– Calambres musculares

– Dolores de estómago, inapetencia, náuseas o vómitos

Los bebés pueden mostrar irritabilidad, acompañado de llanto incontrolable. Asimismo, pueden tener la piel muy irritada por el sudor en el cuello, pliegues del codo, pecho, axilas, y la zona del pañal.Desde el Ministerio de Salud de la Nación recomendaron tener especial cuidado en las personas mayores de 65 años (Getty)Desde el Ministerio de Salud de la Nación recomendaron tener especial cuidado en las personas mayores de 65 años (Getty)

El Servicio Meteorológico Nacional había anticipado que era importante aumentar el consumo de líquidos para mantener una hidratación adecuada; no exponerse al sol en exceso ni en horas centrales del día; evitar las bebidas alcohólicas o muy azucaradas; ingerir verduras y frutas en vez de comidas abundantes; reducir la actividad física; usar ropa ligera, holgada y de colores claros, y permanecer en espacios ventilados o acondicionados.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación, a través de la Dirección de Personas Adultas y Mayores de la Dirección Nacional de Abordaje por Curso de Vida, por su parte, pidieron mediante un comunicado, tener especial cuidado en las personas mayores de 65 años y difundieron recomendaciones dirigidas a cuidar su salud. Entre los principales puntos sugirieron:

– Aumentar el consumo de líquidos

– Evitar el consumo de bebidas alcohólicas o muy azucaradas y la comida en exceso,

– Reducir la actividad física y no exponerse al sol

– No realizar movimientos bruscos

– No automedicarse

También,a través del mismo comunicado, indicaron que “ante la aparición de sed intensa y sequedad en la bocatemperatura mayor a 39º C, sudoración excesiva, sensación de calor sofocante, piel seca, agotamiento, mareos o desmayo, dolores de estómago, falta de apetito, náuseas o vómitos, dolores de cabeza, entre otros, se deberá solicitar de inmediato asistencia médica, trasladar a la persona afectada a la sombra, a un lugar fresco y tranquilo, e intentar refrescarla, mojarle la ropa y darle de beber agua fresca”.

El golpe de calor es muy grave y es necesario tomar las medidas adecuadas para pasar estos días de la mejor manera, cuidando la salud.

Fuente: https://www.infobae.com/salud/2022/01/14/ola-de-calor-como-impactan-en-el-cuerpo-las-temperaturas-tan-elevadas/